Ir al contenido principal

¡Viva el pericardio libre!

CONVERSACIONES CON MI ABUELITA I ......sobre EL AMOR

- Hablame del Amor abuelita

- ¿DEL AMOR ?

- Si, del amor

- Hablar del amor no tiene mucho sentido, el amor se siente, se toca, se palpa, se ve, se vibra,...

- Mírame a los ojos y no digas nada. Yo veo el amor en tu mirada. ¿Y tu, lo ves en la mia ?

- Si.

- Cuando acaricio tu mano, siento el amor que fluye entre nosotros. ¿Lo sientes tu también ?

- Si.

- Esto es el AMOR.

A ti que te gustan los pasteles te diré que el amor es como la cocina. El Amor es la base del pastel, después puedes decorar con palabras, con regalos, con gestos, con ternuras. Pero CUIDADO, si el bizcocho no se aguanta la decoración es solo un maquillage. Y cuando el bizcocho es delicioso no precisa nada mas.

El AMOR es nuestra esencia la mas pura que se manifiesta a través de nosotros cuando nuestro corazón esta abierto y confiado. Cuando somos quienes somos.

- ¿Te acuerdas cuando tu tenias 5 años que siempre jugabas con tu amiguita Estela ?

- Si

- ¿Recuerdas como disfrutabais y como vuestras risas resonaban por toda la casa ?

- Si

- Un dia me dijiste abuelita cuando sea mayor me voy a casar con Estela.

- Y yo, ignorante te respondí, es muy linda y además le gusta mucho jugar contigo.

- NO, no es por eso que quiero casarme con ella..! en la escuela tengo un montón de amiguitas con las que me gusta jugar y nos lo pasamos muy bien.

- ¿Entonces porqué ?

- Yo me quiero casar con Estela porque con ella nos sentamos nos tomamos de la mano y nos miramos en los ojos sin decir nada.

Menuda lección me diste este dia..

El amor nos nutre, hace crecer nuestra propia luz y la de los demas en el encuentro. Lo que pasa es que a menudoconfundimos lo que nos nutre con lo que nos llena.

Imaginate que tienes mucha hambre, tu estómago está vacío y comes lo primero que se te presenta solo para llenarlo. De momento lo que comiste te alivió, pero no vas a tardar en arrepentirte de haberlo comido y sobretodo de haberlo comido de cualquier manera.

En las relaciones o las situaciones es lo mismo. Buscamos relaciones para llenar nuestros vacíos que desgraciadamente no nos nutren. Buscamos y cambiamos de parejas , de personas, de relaciones con avidez pero nada ni nadie nos colma, porrque el vacio está en nosotros.

- ¿Entonces abuelita, que puedo hacer para saberlo ?

- Siente, siente, vuelve a sentir y sigue sintiendo. Presta atención al sentir de tu cuerpo y de tu corazón en cada situación, en cada encuentro y asi practicando y casi sin darte cuenta podras distinguir entre 

lo que te LLENA, lo que te NUTRE y lo que te PUDRE.

Como cuando tenías 5 años.

- Gracias abuelita te amo.

- A ver, dame tus manos y mírame en los ojos…… chuttttttt

2016